Inicio    Furor inmobiliario en Paseo de la Habana: de oficinas a pisos de súper lujo

La céntrica calle madrileña de Paseo de la Habana se ha convertido en un punto caliente de la inversión inmobiliaria. Desde que el mercado tocó fondo en 2014, ha sido una de las zonas más activas y que más interés ha despertado en los inversores por su privilegiada ubicación, en pleno centro de Madrid y junto a la principal arteria de negocios de la capital. Los números 3, 6, 75, 101 o 147 han protagonizado algunas de las operaciones más significativas. La última se firmaba el pasado mes de marzo y ha pasado totalmente desapercibida en el mercado.

El presidente de Santa Lucía Seguros, Carlos Javier Álvarez Navarro, ha comprado un edificio de oficinas a escasos metros del Paseo de la Castellana por 21 millones de euros. En concreto, el inmueble se encuentra situado Paseo de la Habana 101 y ha sido adquirido por una de sus sociedades, Exina, dedicada al alquiler de bienes inmobiliarios por cuenta propia, según confirman a El Confidencial diferentes fuentes. La transacción se cerró el pasado mes de marzo, tal y como consta en la nota simple del activo.

El edificio era propiedad y sede de la compañía tabaquera Philip Morris, que lo adquirió en 2012 por una cifra similar a la que ha recibido ahora por su venta. La multinacional lo ocupó tras su rehabilitación integral hasta 2018. El inmueble había estado ocupado anteriormente por Soluziona, filial de Unión Fenosa. La operación ha sido asesorada por TC Gabinete Inmobiliario que no ha querido realizar declaraciones al respecto.

El edificio tiene una superficie de 4.000 metros cuadrados, dispone de cuatro plantas y dos plantas de aparcamiento y se encuentra ubicado en una de las mejores zonas de la capital, junto al principal área de negocios de Madrid, en el eje del Paseo de la Castellana.

La discreta operación de 23 millones de la mutua de los abogados junto a la Castellana

E. SanzPor paseo de la Habana 3, la mutualidad pagó 23,4 millones de euros por un activo situado en zona 'prime' y alquilado a firmas de primer nivel, requisitos que cumplen todas sus adquisiciones

Exina es uno de los vehículos de inversión de Carlos Javier Álvarez Navarro que, según las últimas cuentas presentadas en el registro y correspondientes a 2017, también posee otras inversiones inmobiliarias entre las que destacan el Hotel Marqués de Urquijo —Hotel T3 Tirol Argüelles—, frente al Corte Inglés de Princesa, además de otro edificio en la calle Miguel Ángel 21, y de varios pisos y garajes repartidos por Madrid y Barcelona, varias naves industriales en Alicante, todos ellos para destinarlos al arrendamiento.

Carlos Javier Álvarez Navarro es uno de los 100 españoles más ricos según la revista 'Forbes' que, en 2017 cifraba su fortuna en 410 millones de euros. A cierre de 2017, Exina contaba con un capital de 4,7 millones de euros, al tiempo que obtuvo un resultado de casi 17,5 millones de euros. Solo por el alquiler de inmuebles, la cifra de negocios ascendió a 5,9 millones de euros.

Mucha actividad inmobiliaria en la calle

Paseo de la Habana ha sido protagonista en los últimos años de varias operaciones inmobiliarias, tanto de oficinas, como la que acaba de cerrar Exina, como de residencial de lujo. En abril de 2018, en el número 3, Grupo Millenium vendió un edificio de oficinas, completamente reformado y alquilado, a la Mutualidad de la Abogacía por 23,4 millones de euros.

Por lo que se refiere a la vivienda de lujo, la transacción más reciente se firmaba a finales del año pasado en el número 147 con un protagonista inesperado, Goldman Sachs. El fondo de inversión norteamericano compraba un solar muy codiciado, por el que habían pujado Nozar, Grosvenor, Domo, Pryconsa y Grupo Ibosa, tras poner sobre la mesa la oferta más competitiva: 70 millones de euros. Un suelo finalista donde se levantará una nueva promoción de pisos de lujo. En esta transacción, Goldman Sachs asume un rol puramente inversor, puesto que es la promotora catalana Uniq la encargada de desarrollar el proyecto.

Aunque aún no han trascendido los precios de las futuras viviendas, los expertos consultados aseguran que estas podrían rondar e incluso superar el millón de euros, por encima de los 7.000 euros el metro cuadrado de las 11 viviendas de Paseo de la Habana 75, cuyas obras ya han comenzado, y que lo convierten en el único proyecto de obra nueva del distrito de Chamartín.

Precisamente este proyecto, que se levanta sobre el solar donde se ubicaba la antigua sede de RTVE, fue una de las transacciones inmobiliarias de 2015, un año después de que el sector tocara fondo. El Ministerio de Hacienda sacó a subasta el solar en octubre de 2015 y fue adjudicado por 10,8 millones a la familia Masaveu —la rama que no es accionista de Corporación Masaveu— a través de Martell Investment, cuyo accionista principal es la gestora Magic Real Estate que, a su vez, se encuentra detrás de la socimi Merlin Properties, que lidera Ismael Clemente. En aquella puja, Martell Investment se impuso a otras promotoras y gestoras de cooperativas interesadas en la parcela. De las once unidades, solo quedan cuatro viviendas en venta.

Artículo Original elconfidencial.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar