Inicio    Los promotores se sinceran: “La vivienda está creciendo de manera poco sostenible”

El último ejercicio ha sido especialmente agitado para el mercado residencial español, con incrementos de precios en algunos puntos de la geografía española que no son del todo saludables para la estabilidad de un sector que apenas lleva cuatro años de recuperación.

"El año pasado hubo mucha excitación, irrumpieron muchos 'players', alguno de los cuales han agitado mucho el mercado. Cada vez es más complicado comprar suelo y en algunas plazas, el precio de la vivienda ha subido de manera poco sostenible. Hemos visto incrementos de hasta el 20% en algunas zonas. Espero y confío en que la situación se normalice y empecemos a crecer de manera más sostenible, no solo en Madrid y Barcelona, sino en el resto de España, acorde con la evolución de los salarios. Espero que durante este ejercicio la situación se normalice".

Éstas han sido las palabras de David Martínez, consejero delegado de Aedas Homes durante su participación en el Encuentro sobre el Sector Inmobiliario organizado por el IESE, que ha reunido a los principales directivos del sector. Su opinión la comparte el presidente de Vía Célere, otra de las grandes promotoras españolas. Para Juan Antonio Gómez-Pintado, "el último año ha habido mucha actividad y excitación y hemos salido de la crisis con una configuración diferente del sector que va con otros parámetros diferentes de funcionamiento y ahora que la actividad va francamente bien es cuando hay que hacer los cambios".

En su opinión, "para que tengamos una tranquilidad y estabilidad más allá de los ciclos es fundamental la seguridad jurídica -ha recordado el borrador de la nueva Ley de Seguridad Jurídica en el Urbanismo en la que está trabajando el Ministerio de Fomento-, la tecnología y y la eficiencia energética. Nuestro gran reto es cómo dar acceso a las nuevas generaciones, con un problema de empleo y renta importante".

Preocupa mucho la falta de suelo

Para Ricardo Pumar, presidente ejecutivo del Grupo Insur), lo positivo del último año ha sido ver cómo la recuperación se ha ido extendiendo a otros ámbitos geográficos, no solo a las grandes capitales y zonas costeras, si bien, destaca entre lo negativo "que los precios del suelo y de la construcción están subiendo más rápido de lo esperado y se traducirán inevitablemente de los precios de la vivienda".

A nivel general, Pumar considera que el suelo ha subido de manera razonable "salvo excepciones como grandes capitales donde hay gran demanda y donde todos hemos puesto el foco. Los que teníamos capacidad para adquirir grandes bolsas de suelo hemos intentado acapararlas. En los últimos años no se ha desarrollado suelo y sabemos que en cuatro o cinco años no va a haber suelo finalista para construir viviendas. Las tensiones se han producido porque porque lo hemos acaparado para ponerlo en carga de cara al futuro".

David Martínez se ha mostrado especialmente pesimista respecto este problema. "No parece que tenga solución, aunque no hay que tirar la toalla. Deberíamos habernos dedicado durante los últimos diez años a generar suelo y ahora, en el horizonte a medio y largo plazo, el finalista está agotado. Nosotros tenemos solares para tres o cuatro años, pero se agotará y no vemos voluntad de las administraciones de desarrollarlo, de ahí que debamos ser las propias promotoras las que debemos empezar a entrar en suelo de gestión. Tenemos que empezar a invertir en desarrollar solares de cara a que en cuatro o cinco años podamos normalizar esta parte tan importante de la industria. No olvidemos que el suelo supone el 50% del precio de la vivienda".

Por su parte, para Juan Velayos, consejero delegado de Neinor Homes, "hay mucho trabajo por delante, pero debemos aprovechar el momento, el ciclo alcista, para que cuando llegue el ciclo bajista, que llegará, veamos un sector mucho más industrial y profesional al que tenemos ahora".

Fuerte aumento de los costes de construcción

Otra de las preocupaciones del conjunto del sector es el importante aumento de los costes de construcción registrado en los últimos años y la falta de mano de obra cualificada. Y no es para menos si tenemos en cuenta que, según ACR Grupo, estos costes se han incrementado un 17,5% en los últimos 24 meses.

Esta compañía ha creado el Índice de Costes Directos de Construcción, un análisis de la evolución de los principales costes directos que afronta la actividad desde el año 2015, y que demuestra el agudo incremento que está soportando el sector en este sentido.“Desde hace dos años se está produciendo un incremento muy claro en los costes directos de la actividad de construcción, subida que, en muchos casos, no se puede trasladar al cliente”, señala Michel Elizalde, consejero delegado de ACR Grupo, que cuya opinión hay que pensar en fórmulas contractuales más colaborativas con los clientes. Establecer marcos de relaciones más estables es fundamental para poder garantizar los compromisos en un escenario con tanta presión en los costes”.

Artículo Original elconfidencial.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar